6 de febrero de 2013

Aratirí propone extraer de Uruguay 4 veces mas hierro que en Brasil.

 Pramod Agarwal
Zamin Ferrous "dueña" de Minera Artiri SA está en tratativas para la compra de una mina de hierro en el estado de Amapá (Brasil).

Ya desde los primeros días de enero la noticia ha estado en varios sitios de la web que difunden los comunicados de Minera Aratirí SA, o los que como www.mineria.com.uy comparten su servidor y persona responsable. Casualidad se podría decir. (www.whois.com)

Ahora que analizando la noticia y se ve que toda la "mega inversión" de Zamin será según Nasdaq de unos 100 millones de dólares, muy lejos de los 5000 millones que los comunicados empresariales intentan sean difundidos.

Igualmente, dejando de lado esos detalles, lo mas interesante de la compra por Zamin Ferrous (Aratirí) de la mina Zamapa es que el comunicado reconoce que la operación extraé 4.8 millones de toneladas anuales.

¿Porque en Uruguay se debe extraer el hierro a razón de 18 millones de toneladas anuales? Son casi 4 veces la producción de Zamapa.

El doble discurso de Aratirí

Mas allá de lo que la empresa y sus voceros puedan ofrecer como argumento, repitiendo en clara emulación de la técnica de Goebbels sus propios comunicados o la información que la empresa difunde como comunicados o "cuelga" en sus propios sitios web, lo cierto e irrefutables es que el informe oficial de Aratirí a la DINAMA dice que con esa tasa la "vida útil" del proyecto Valentines es de solo 12 años.

Al mismo tiempo que en su folletería la empresa dice que la operativa será por 20 años. De la misma manera, su informe oficial dice haber invertido U$S 60 millones, mientra su folletería hasta junio de 2012 decía U$S170 millones y en su último comunicado de la semana pasada decía U$S 200 millones. Una diferencia de 5 millones de dólares mensuales, cuando en el período junio-diciembre 2012 solo mantuvo 20 empleados y no realizó tareas de exploración ni prospección.

Cualquier relación entre esto y el Art. 38 del proyecto de ley para la minería de gran porte en que se propone permitirle a la empresa deducir de sus impuestos las sumas utilizadas para prospección, exploración y estudios ambientales, debe ser una coincidencia.

Tengamos claro que es entendible que la empresa busque maximizar su ganancia dentro de la espectativa de vida de sus dueños.

¿Cual debiera ser la postura de el Uruguay?

¿No debe el estado como dueño de los recursos minerales de la nación determinar la tasa de extracción?

¿Que son 12, 20 o aún 30 años en la vida de un país y de su gente?

Trabajando el yacimiento de Valentines a un volumen similar al de Zamapa, de cuya compra se ufana la empresa, habría extracción de hierro, trabajo y posiblemente alguna forma de industrialización por al menos 50 años.

La tasa de extracción de nuestros recursos minerales no puede ser determinada únicamente por la codicia empresarial.

La minería es una actividad humana válida, pero debe ser realizada en forma racional y responsable.